Rendimiento hectárea almendro: todo lo que debes saber

Ren

¿Cuánto rinde una hectárea de almendro?

tabilidad del almendro: una alternativa para los agricultores de regadío

El almendro ha sido tradicionalmente un cultivo de secano, pero los nuevos sistemas de riego han abierto muchas posibilidades también para este cultivo. En este artículo analizaremos la rentabilidad del almendro en regadío, teniendo en cuenta los costes y los ingresos asociados a este cultivo.

Desde hace tiempo, con la implementación del riego, la producción de almendra se ha vuelto más intensiva. El riego del almendro permite incrementar significativamente la producción, ya que se puede aumentar la producción por árbol. Además, facilita la plantación con mayores densidades, lo que incrementa aún más los kilos por hectárea. A pesar de esto, la mayoría de las hectáreas de almendro en España todavía son de secano.

Las nuevas variedades de almendro, desarrolladas específicamente para ser cultivadas en regadío, son mucho más productivas que las tradicionales. Además, la mejora genética también se ha aplicado a las variedades tradicionales, haciéndolas más productivas.

La rentabilidad del almendro se ve favorecida por la actual coyuntura de mercado. En este momento, el precio de la almendra es muy alto. Por ejemplo, en junio de 2017, el precio de la almendra común estaba a 4,25 €/kg en la lonja de Reus. El de la almendra marcona, tradicionalmente más cotizada, se podía encontrar alrededor de 7,55 €/kg, habiendo llegado a los 8 €/kg en la misma lonja. Esto hace que el almendro sea una alternativa interesante para los agricultores de regadío, especialmente en aquellos sistemas de riego que tienen un alto coste y donde es importante rentabilizar al máximo cada metro cúbico de agua.

A continuación, vamos a analizar los costes y los ingresos asociados al cultivo del almendro para evaluar su rentabilidad.

Costes del almendro

Los costes del almendro se pueden dividir en tres etapas: los costes de plantación, los costes de formación y los costes de producción.

Artículo Relacionado  Características clave de la agricultura tecnificada

Los costes de plantación son los iniciales, es decir, aquellos que se realizan al momento de establecer la plantación. Esto incluye los costes de preparación del terreno, el abonado orgánico de fondo, el coste de los árboles y el coste de plantarlos. Esta inversión inicial es importante, pero se recupera a lo largo de la vida productiva de la plantación, que puede ser de al menos 20 años.

Los costes de formación son aquellos necesarios para llegar a tener una plantación productiva y se realizan en la etapa inicial no productiva de la plantación. Incluyen el riego, la fertilización, los tratamientos fitosanitarios, la poda de formación, entre otros.

Los costes de producción son los costes de cultivo durante la vida productiva del almendro. Esto incluye el riego, la fertilización, los tratamientos fitosanitarios, el manejo del suelo, la poda, la recolección, entre otros.

Ingresos del almendro

El rendimiento del cultivo del almendro varía a lo largo de su vida productiva. A partir del séptimo año y hasta el final de su vida productiva (aproximadamente 20 años), la producción de almendro en regadío se sitúa entre los 2.500 y 3.000 kg/ha. Esto significa que, en un año normal de producción, una hectárea de almendro puede producir entre 2.500 y 3.000 kg de almendra.

El precio de la almendra fluctúa según la variedad y la calidad. En general, el precio de la almendra ha ido en aumento en los últimos años debido a la creciente demanda tanto nacional como internacional. Actualmente, el precio de la almendra se encuentra en un nivel muy alto, lo que favorece la rentabilidad del cultivo.

La rentabilidad del almendro se calcula restando los costes totales de los ingresos totales. Para obtener una estimación más precisa de la rentabilidad del cultivo, es importante tener en cuenta los costes e ingresos específicos de cada plantación. Sin embargo, en general, se puede decir que el cultivo del almendro en regadío puede ser altamente rentable debido a los bajos costes y los altos ingresos asociados a este cultivo.

Artículo Relacionado  Nombres de las almendras amargas: todo lo que debes saber

Conclusiones

El cultivo del almendro en regadío puede ser una alternativa interesante para los agricultores, especialmente en aquellos sistemas de riego que tienen un alto coste y donde es importante rentabilizar al máximo cada metro cúbico de agua. La mejora genética y las nuevas variedades de almendro desarrolladas para ser cultivadas en regadío, junto con el alto precio de la almendra en el mercado, hacen que este cultivo sea muy rentable.

A pesar de los costes iniciales de establecer una plantación de almendro, estos se recuperan a lo largo de la vida productiva de la plantación, que puede ser de al menos 20 años. Los costes de formación y producción del almendro son similares a los de otros cultivos permanentes, como frutales, olivar o viñedo.

En cuanto a los ingresos, una hectárea de almendro en regadío puede producir entre 2.500 y 3.000 kg de almendra al año, dependiendo de la variedad y la calidad. El precio de la almendra se encuentra en un nivel alto, lo que favorece la rentabilidad del cultivo.

En resumen, la rentabilidad del almendro en regadío puede ser alta debido a los bajos costes y los altos ingresos asociados a este cultivo. Sin embargo, es importante tener en cuenta los costes e ingresos específicos de cada plantación para obtener una estimación más precisa de la rentabilidad del cultivo.

Espero que esta información te haya sido útil para entender cuánto rinde una hectárea de almendro. Si tienes alguna duda o comentario, no dudes en dejarlo a continuación. Estaré encantado de responder todas tus preguntas. ¡Hasta pronto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir

Éste sitio web almacena cookies para mejorar la experiencia de navegación Más info...